Solicita tu borrador de la Declaración de la Renta a partir del 1 de abril

Viernes, 25 Abril 2014

Solicita tu borrador de la Declaración de la Renta a partir del 1 de abril La cuenta atrás para la declaración de la renta 2013 ha comenzado. A partir del 1 de abril los contribuyentes podrán solicitar el borrador del IRPF teniendo como fecha límite de confirmación el 30 de junio de 2014. Durante este periodo, la Agencia Estatal de Administración Tributaria pone a disposición de los contribuyentes el borrador o los datos fiscales de la declaración del IRPF por medios telemáticos, a través de la Sede electrónica de la Agencia Estatal de Administración Tributaria.

¿Eres autónomo? Si formas parte de este colectivo debes tener en cuenta ciertos aspectos a la hora de rellenar el documento de la declaración de la renta que se diferencian de lo que tienen que incluir los asalariados. Además, para la declaración de 2013, se han introducido otras novedades. ¿Quieres saber lo que tienes que tener en cuenta si eres autónomo? ¿Conoces las novedades introducidas este año?

Publicidad

Como novedad, la Agencia Tributaria ha eliminado la posibilidad de presentar la declaración de la renta rellenada a bolígrafo, modo que aún elegían unos 35.000 contribuyentes, que podrán este año solicitar el servicio de cita previa para que la administración tributaria les elabore en sus oficinas la declaración.

Otra de las novedades es que los contribuyentes, además de poder presentar la declaración usando su firma electrónica avanzada, podrán utilizar también un nuevo sistema de firma con clave de acceso en un registro previo como usuario, que les servirá tanto para acceder directamente a su borrador o datos fiscales a través de la página web como para pagar si la declaración les sale a ingresar.

Pasos para obtener el borrador

Para solicitar el borrador, los ciudadanos primero deberán obtener un número de referencia, para lo que tendrán que introducir en la web su nombre y apellidos, el número de identificación fiscal (NIF), el resultado de la casilla 620 de la declaración de la Renta de 2012 y un número de teléfono móvil en el que desean recibir por SMS el número de referencia.

Hacienda habilita un PIN que tiene una validez de 24 horas y que se renueva cada vez que se tenga que hacer un trámite. Las personas físicas pueden presentar con este PIN sus declaraciones trimestrales de IVA, el gravamen de premios, el impuesto sobre patrimonio y la declaración de la renta.

Además, la Agencia Tributaria remitirá por correo ordinario el borrador o datos fiscales a los contribuyentes que hubieran solicitado expresamente el envío por correo en la declaración del año anterior, siempre que no se hayan obtenido con anterioridad por cualquiera de los medios telemáticos anteriores.

¿Quiénes tienen la obligación de declarar?

No están obligados a declarar los contribuyentes que hayan obtenido en el ejercicio 2013 rentas de 22.000 euros anuales cuando procedan de un solo pagador y si tienen más de un pagador, la suma de las cantidades percibidas del segundo y restantes no puede superar los 1.500 euros.

Tampoco tienen la obligación de declarar los contribuyentes que hayan obtenido 11.200 euros anuales, cuando procedan de más de un pagador, siempre que la suma de las cantidades percibidas del segundo y restantes pagadores superen en su conjunto la cantidad de 1.500 euros anuales.

Por otro lado, sí están obligados a declarar aquellos contribuyentes que aún teniendo rentas del trabajo inferiores a los 22.000 euros anuales, se hayan aplicado deducciones por inversión en vivienda, por cuenta ahorro-empresa, por doble imposición internacional, reducciones en la base imponible por aportaciones a planes de pensiones, a mutualidades de previsión social, a planes de previsión asegurados o a patrimonios protegidos de las personas con discapacidad.

Declaración de la renta de autónomos

Si eres autónomo tienes la obligación de presentar la declaración de la renta si has obtenido rentas sujetas al IRPF con la excepción de personas que hayan obtenido rentas inferiores a 1.000 euros entre rendimientos del trabajo y de capital, actividades económicas y ganancias patrimoniales y pérdidas patrimoniales inferiores a 500 euros.

Cualquier autónomo que haya obtenido ingresos superiores por actividades económicas deberá declarar el IRPF puesto que a los autónomos no se les aplica los límites de 22.000 euros de ingresos con un solo pagador.

Tanto los asalariados como los autónomos deben rellenar el mismo modelo (modelo 100 del IRPF). La diferencia es que los empleados incluirán su nómina dentro de los rendimientos del trabajo, mientras que los autónomos rellenarán la de rendimientos de actividades económicas que se encuentran en la sección D en la página 5 para los de estimación directa y en la página 6 para los de Estimación objetiva o módulos.

Respecto a la solicitud del borrador, los autónomos pueden solicitarlo, pero Hacienda les avisará que no puede completarlo puesto que la Agencia Tributaria no dispone de los datos referidos a los ingresos y pérdidas del trabajador por cuenta propia. La AEAT cuenta con los ingresos y el IVA que paga, pero no con los gastos. A pesar de ello, si eres autónomo debes pedir el borrador puesto que incluye los datos fiscales: resumen de la actividad y retenciones que hayas realizado con las facturas.

En este caso sí podrán validar el borrador los socios o administradores de una sociedad mercantil con nómina de la empresa.

Aspectos que deben tener en cuenta los autónomos

Los autónomos, como explica Sage, tienen que tener especial cuidado en los siguientes puntos de su declaración de la renta:

  • Imputación correcta de los ingresos y gastos: Hay que partir de la base del principio de devengo para la correcta imputación de los ingresos y gastos. Esto significa que los gastos que hemos tenido en el ejercicio 2012 y que recibimos tarde, no pueden integrarse como gasto en la declaración de la renta del 2013. Este criterio es el mismo para los ingresos, salvo que optemos por el criterio temporal de cobros y pagos para declarar nuestros ingresos y gastos.
  • Gastos financieros y amortizaciones: Los gastos financieros relativos a la actividad y las amortizaciones del inmovilizado que esté afecto al 100% a la actividad económica son gastos deducibles.
  • Reducción del rendimiento neto por inicio de actividad: Para el ejercicio 2013, podemos aplicar una reducción del 20% en el rendimiento neto si hemos cursado alta nueva en actividades económicas y no tenemos vinculación anterior con el pagador, en el caso de autónomos dependientes. Esta reducción la calculan los softwares de renta de manera automática.
  • Reducción para autónomos económicamente dependientes: Los autónomos cuyos ingresos provengan del manera íntegra de un solo pagador con la consideración de autónomo dependiente, con más del 70% de los ingresos sujetos a retención y que no tengan un volumen de gastos superior al 30% de los ingresos íntegros, pueden aplicar una reducción sobre su rendimiento neto equivalente a la reducción a la practicada a los rendimientos del trabajo. Se exige que no se tengan ingresos del trabajo en este caso.
  • Reducción del 20% para inicio de actividades económicas: Los autónomos que hayan comenzado actividad durante 2013 tendrán derecho a una reducción del 20% sobre su rendimiento neto siempre y cuando más del 50% de los ingresos no provengan de una entidad con vinculación laboral anterior. Si se realizan varias actividades económicas, esta reducción tiene que practicarse en todas las que se hayan iniciado durante el ejercicio.
  • Integración de gastos de vivienda para teletrabajadores: La mayoría de autónomos que teletrabajan pueden integrar determinados gastos de su vivienda habitual, como es la imputación parcial de gastos de alquiler, amortización de la vivienda en propiedad o gastos financieros y tributos asociados a dicha vivienda.

¿Cuál es el plazo de presentación de la declaración de la renta 2013?

Las fechas que hay que tener en cuenta, que son las mismas tanto para autónomos como para el resto de colectivos, son las siguientes:

  • Solicitud y confirmación del borrador de la renta: 1 de abril al 30 de junio.
  • Presentación del IRPF por vía electrónica a través de internet: 23 de abril al 30 de junio.
  • Presentación de la declaración por otros medios: 5 de mayo al 30 de junio.
  • Presentación en caso de domiciliación bancaria: 23 de abril al 25 de junio.
  • Petición de cita previa con Hacienda para la confección del IRPF: 5 de mayo al 30 de junio.

Si te ha interesado este artículo te recomendamos:

Publicidad
Comentarios
  • No hay comentarios
Es necesario ser usuari@ de Womenalia para comentar. Regístrate aquí